Sitemap | Bienvenido Visitante Conectarse o Crear Cuenta.
Carro de la Compra
0 item(s) - 0.00€
Tu carro esta vacio!

El Lemongrass

Es una especie vivaz, cespitosa, perteneciente a la familia de las gramíneas. De origen tropical, el lemongrass, conocido también como caña santa en Cuba, zacate limón en México, molojillo criollo en Venezuela, hierba limón y hierba calentura, en otros países de habla hispana, crece espontáneamente en muchas zonas de Asia, África y América aunque, en general, se la cultiva para su uso medicinal y cosmético. Desde hace siglos en la India se utiliza medicinalmente.

Las hojas de esta planta, que miden entre 60 y 120 centímetros de altura, son alargadas como listones, despiden un agradable aroma, rara vez florecen y toman un color rojizo al secarse. Tienen un marcado aroma a limón. Se utilizan principalmente para extraer “citrol”, un aceite esencial con múltiples aplicaciones en cocina y cosmética.

Se ha hecho muy popular en la cocina occidental a partir de la popularización de la cocina tailandesa en todo el mundo. Se utiliza para aromatizar sopas y guisos de arroz y pescado, como parte del relleno de pescado asado y para la elaboración de licores. La parte de la planta que se usa tanto en la cocina como en la medicina, es el centro tierno de la hierba, que es más aromática y limpia.

El componente activo del lemongrass es, en un 80 por ciento, aproximadamente, el citral, un importante material para la perfumería, confitería y licorería. El resto está compuesto por el geraniol, el farnesol, el nerol, el citronelol y el circeno. Con un perfume muy suave y un dejo a limón, el aceite de lemongrass es conocido popularmente por ser un poderoso antiséptico y repelente de insectos. Pero no son los únicos beneficios. Agregando unas gotas al champú reaviva el brillo del cabello y en cosmética se lo utiliza como sebo regulador añadiéndolo a champúes para cabellos grasos. Por otra parte, es excelente para combatir la caspa, pues es un reconocido antiséptico, antibacteriano y antifúngico.